9 C
Talca
InicioCrónicaEntrevista: “Marta Blanco me honró con su amistad, su humor y su cariño”

Entrevista: “Marta Blanco me honró con su amistad, su humor y su cariño”

En “La Generación de las hojas”, Marta Blanco capta la esencia de los apasionantes años 60’. “Y particularmente la estrechez a la que están sometidas las mujeres de clases acomodadas que deben cumplir con los pasos asignados previamente a sus vidas”, precisa María Teresa Cárdenas (por Mario Rodríguez Órdenes)

María Teresa Cárdenas conoció a Marta Blanco a fines de los años noventa.

Marta Blanco (1938-2020) debutó en la escritura en 1965 con “La generación de las hojas”. Narradora, periodista y docente es autora también, entre otros libros, de “La Emperrada” (2001). Según el crítico Javier Edwards: “Reeditar la obra de Marta Blanco…, es cumplir con una deuda literaria, es rescatar la obra de una de las voces más potentes, diversas y originales de la segunda mitad del siglo XX y el primer quinto del XXI”.

Diario Talca conversó con María Teresa Cárdenas Maturana, destacada editora que conoció a Marta Blanco a fines de los años noventa. “Entreviste a Marta Blanco en varias oportunidades, me honró con su amistad, su humor y su cariño hasta el final de su vida”, cuenta María Teresa.

Según Javier Edwards, al referirse a Marta Blanco señala que es “periodista de oficio, novelista, escritora de cuentos precisos y profundos, cronista social y política con mirada aguda, de humor irónico e implacable, mujer pionera y de opinión firme, figura de la televisión, conversadora erudita, profesora universitaria, lectora incansable, Marta Blanco se ha instalado en la literatura chilena con una obra de calidad indiscutible, reconocida y premiada por la crítica. No siempre ha tenido, sin embargo, ediciones que le hagan justicia y una adecuada presencia en librerías. Y es que no ha sido fácil para las mujeres ocupar un espacio en la literatura de nuestro país, menos cuando han sido de carácter firme, de opinión segura y libre”.

Teresita, ¿cómo surge esta nueva edición de “La generación de las hojas”?

“Con la novela ‘La generación de las hojas’, de Marta Blanco, iniciamos la Colección Arbolee-UC, primer fruto del convenio de colaboración suscrito entre la Universidad Católica y Fundación Arbolee para realizar acciones conjuntas de rescate y divulgación de nuestro patrimonio literario. Entre las diversas líneas de acción de Arbolee se encuentra precisamente la reedición de libros que con el tiempo han ido quedando en el olvido, aunque por su calidad literaria y su importancia merecen ser conocidos por las nuevas generaciones. Ediciones UC, entonces, incorporó a su catálogo esta nueva colección que muy pronto tendrá un nuevo título”.

¿Qué trabajo editorial implicó publicarla?

“La novela fue publicada en 1965 por editorial Zig-Zag y tuvo una reimpresión al año siguiente. Para realizar esta nueva edición, casi 60 años después, hubo que escanearla y luego revisar página por página, línea por línea, palabra por palabra, la fidelidad de esa copia con el texto original. Luego vino la edición propiamente tal, en la que se respetó el texto y la disposición de los capítulos. Sólo se realizaron cambios a algunas palabras que han cambiado su grafía en estos años, como los pronombres este, esta, o monosílabos como vio, dio, que ahora no llevan acento. Al texto propiamente tal se sumó un prólogo del crítico Javier Edwards, una presentación de la colección y una nota de la editora, así como un texto de contratapa a cargo de la escritora Ana María del Río”.

¿Cómo fue hacer la revisión con la propia Marta Blanco?

“Aunque no podía contar con la opinión y las recomendaciones de Marta Blanco, quien murió el 21 de abril de 2020, el hecho de haberla conocido y compartido muchas conversaciones y, me atrevo a decir, una verdadera amistad, me dio la posibilidad de imaginar lo que ella habría querido para esta nueva edición de su primer libro. Fue lo más parecido a un diálogo, aunque físicamente ella no estuviera presente”.

¿Qué significado tuvo su aparición en 1965?

“Por lo que hemos podido conocer de ese momento, ‘La generación de las hojas’ tuvo una muy buena acogida entre los lectores, lo que permitió su reimpresión al año siguiente. De esta manera, se situaba con toda propiedad junto a otras novelas de escritoras que marcaron el período con temáticas similares, como ‘La brecha’, de Mercedes Valdivieso, o ‘Chilena, casada, sin profesión’, de Elisa Serrana. Aunque Marta Blanco pertenece a una generación posterior a la del 50”.

¿Comparte que la novela capta fielmente la vida de los 60’?

“Lo que sabemos de aquellos años es precisamente por la literatura, y creo que la novela capta muy bien un aire de época. Y particularmente la estrechez a la que están sometidas las mujeres de clases acomodadas que deben cumplir con los pasos asignados previamente a sus vidas. Un buen matrimonio, hijos, casas bien puestas, relaciones sociales que satisfagan principalmente los intereses del marido, que por supuesto tiene una profesión interesante. ¿Es todo lo que la vida puede ofrecerle a una mujer como Pilar? Esta perspectiva produce en ella un gran cansancio, un enorme desgano”.

¿Cómo fue recibida por la crítica de esos años?

“Hubo una crítica no muy auspiciosa de Matilde Ladrón de Guevara. Las demás parecen haber sido bastante positivas. Pero a la hora de elegir esta novela para ser reeditada la miramos con los ojos de hoy. ¿Valía la pena rescatarla para que fuera leída por los lectores actuales? Estamos seguros que sí”.

Pilar, la protagonista, se da cuenta de la fugacidad de la vida…

“Pilar es una mujer que espera más de lo que la vida le ofrece y que llena esos vacíos con una conciencia de sí misma, de su lugar en el mundo, del paso de las estaciones y los días por su existencia. Y, claro, también de la fugacidad de esa vida. Lo que sorprende es que la protagonista haga estas reflexiones con apenas 25 años de edad, pero sorprende aún más que sea casi la misma edad que tenía Marta Blanco cuando escribió la novela”.

Eso la hace, como escribe Ana María del Río, «galopar sobre dos caballos”…

“Pilar ‘se enamora de un hombre imposible y está casada con un hombre cotidiano’, escribe Ana María del Río sobre el dilema que enfrenta esta mujer en su afán de caminar en los márgenes y rebelarse contra una vida programada hasta el momento mismo de su muerte. Quizás Vicente, el hombre imposible, no es más que la oportunidad de salir de lo establecido y darle un sabor distinto a su existencia”.

 ¿Qué significado tiene la obra de Marta Blanco en la literatura chilena?

“Confío en que esta nueva edición de su primera novela contribuya a volver la mirada sobre una obra que no ha recibido la atención que se merece si consideramos su calidad literaria y los temas que propone. Su obra literaria no es extensa, está compuesta por cinco novelas: ‘La emperrada’, ‘Maradentro’, ‘Memoria de ballenas’, ‘El peso del corazón’ se suman a ‘La generación de las hojas’ y dos volúmenes de cuentos: ‘Todo es mentira’, ‘Para la mano izquierda’, pero tiene un valor innegable”.

Siendo narradora, periodista y docente, ¿en qué situación, cree, se sentía más cómoda?

“Marta Blanco tuvo un desempeño notable en estas tres facetas o profesiones, también como tallerista, pero tengo la impresión de que la escritura era para ella el espacio más profundo y ‘sagrado’, si cabe llamarlo así. Un espacio único de encuentro con sus obsesiones, temores, recuerdos, lecturas, sentimientos”.

¿Cómo fueron sus últimos años?

“Ella siempre tuvo una salud delicada, pero su carácter y su resiliencia le permitieron llevar una vida activa y plena casi hasta el final. Recuerdo su último cumpleaños, el 20 de enero, día ‘del roto chileno’ (batalla de Yungay), como le gustaba enfatizar: a pesar de que estaba en cama después de una crisis bastante grave que la había mantenido varios días en una clínica, se levantó para comer un pedazo de torta. Murió tres meses después, ya iniciada la pandemia y el encierro, por lo que tuvo un funeral privado. El velorio, en su casa, reunió a algunos amigos y cercanos que disimulábamos la tristeza detrás de unas mascarillas todavía artesanales”.

De su obra, ¿habrá material inédito?

“Sus dos hijas, quienes colaboraron en todo momento para llevar adelante esta publicación de ‘La generación de las hojas’, están revisando el material. Veremos qué surge de eso. Hay interés en rescatar también su trabajo periodístico, sus columnas publicadas en distintos medios y que en los últimos veinte años aparecieron en El Periodista”. 

¿Cómo le gusta recordarla?

“Riéndose con su característica carcajada, que le quitaba solemnidad a las conversaciones más sesudas”.

Teresita, usted, pese a la diferencia de edad, fue amiga de Marta Blanco. ¿Cómo fue el curso de esa amistad?

“La conocí personalmente a fines de los años 90, pero los recuerdos que tengo de ella vienen de mucho antes, de mi niñez, cuando la veía en televisión participando en el programa ¿Quién soy yo?, que conducía Enrique Bravo Menadier. Era un momento de reunión familiar, aunque los niños no entendiéramos mucho de qué se trataba. Ya en el ejercicio periodístico tuve oportunidad de entrevistarla y de encontrarme con ella en distintas instancias. Cuando las personas queridas ya no están siempre lamentamos no haberles dedicado más tiempo, pero al preparar unas palabras para la presentación del libro se me agolparon los recuerdos y me di cuenta de que habíamos compartido muchos e importantes momentos. Como el terremoto del 27 de febrero de 2010 a miles de kilómetros de distancia, cuando en Xalapa finalizaba un encuentro de escritores chilenos y mexicanos. Lejos de nuestras familias, varadas en Ciudad de México, impedidas de volver mientras no se habilitara el aeropuerto en Santiago: fue una experiencia extrema que, sin duda, generó un lazo más profundo; también con otros escritores y escritoras, como Carmen Berenguer, José Miguel Varas, Elicura Chihuailaf… Al recordarla ahora, destaco su enorme cultura, su inteligencia, su inagotable inquietud intelectual, su humor, su interés en el país y, sobre todo, la generosidad con la que compartió todos estos atributos”.  

Mantente Informado
11,071FansMe gusta
4,491SeguidoresSeguir
916SeguidoresSeguir
829SuscriptoresSuscribirte
Noticias Relacionadas