16.2 C
Talca
InicioCrónicaREPORTAJE: Eduardo Ayala y su sueño por llegar a la Roja de...

REPORTAJE: Eduardo Ayala y su sueño por llegar a la Roja de fútbol para ciegos

El estudiante de cuarto año de Psicología está entrenando tanto en lo físico como en lo futbolístico para demostrar sus condiciones y así tener opciones de ser considerado para la Copa América, que será en octubre en Argentina (por Félix Ruiz)

El estudiante de Psicología de 26 años tendrá la gran posibilidad de representar a Chile en un evento internacional en Brasil.

“Las ganas por jugar al fútbol son de pequeño, nací con ganas y gustándome este deporte”, así fue como Eduardo Ayala Erazo graficó su pasión y cercanía por esta popular disciplina. Luego de una vida en la actividad, en la actualidad goza de su mejor momento, al ser considerado por la selección chilena de fútbol ciego.

Su constancia en el rectángulo de juego lo llevaron a ser tomado en cuenta en el “equipo de todos”, todo un honor para este talquino de 26 años y que cursa cuarto de Psicología, en la Universidad Católica del Maule (UCM).

Fue un premio al esfuerzo, siendo un ejemplo a seguir, porque demuestra que en la vida se puede surgir, a pesar de la adversidad.

Al año seis meses de vida sufrió una retinoblastoma, lo que provocó la ceguera. Sin embargo, eso no fue impedimento para practicar el deporte rey, porque desde muy chico tuvo esas ganas de jugar con un balón.

Disputaba sus “pichangas” de forma recreativa o con los amigos, hasta que, a los 14 años, asumió el desafío de ponerse la casaquilla del Club Deportivo Panguilemo, que compite en el Canal Deportivo y Recreativo Rural de Talca, jugando en segunda y primera serie.
Su padre, Roberto, fue fundamental en esos inicios, al motivarlo y entusiasmarlo a vestir de corto en esta institución talquina, al vivir en el sector.

La cancha de Panguilemo se transformó en la cuna de este futbolista talquino, donde mostró sus dotes y su capacidad en la zona media de la cancha, al ser un destacado volante mixto, deleitando con su talento y dejando en claro que no hay fronteras para destacar, que las adversidades o las complicaciones visuales no son excusa para hacer deporte e incluso competir.

Como sobresalió en la zona y gracias a las nuevas tecnologías, Eduardo comenzó a vestir los colores del Club Olimpia de Melipilla, logrando destacar a nivel nacional, lo que le valió para vestir los colores patrios.

PRÓXIMO

El próximo torneo de la selección chilena de fútbol ciegos será el Desafío de las Américas, que será en Sao Paulo, Brasil, del 5 al 8 de julio, donde la tienda criolla se enfrentará a Colombia, Brasil A, Brasil B y Argentina. Es decir, ante los mejores equipos de Sudamérica; mientras que, del 20 al 29 de octubre está programada la Copa América, en Córdoba, Argentina, donde intentará estar presente el maulino.

Según el entrenador David Soto Contreras, “la nómina final a esta cita dependerá del rendimiento, las evaluaciones físicas, aunque prevalece lo táctico y rendimiento en cancha, más lo que hacen en sus clubes”.

Su gran ídolo es el mediocampista nacional Charles Aránguiz, integrante de la generación dorada de la Roja, que fue bicampeón de la Copa América con Chile, por lo que siempre busca tener un buen recorrido en la zona media del campo de juego, además de una buena pegada.

“No cabe duda que es una emoción enorme, más que el estar ahí, el pertenecer a una selección, el representar a tu país, ponerte esa camiseta y entrenar con ella, sobre todo ahora, nominado a jugar un torneo oficial. Las ganas están para lograr cosas importantes en el fútbol para ciegos”, comentó Eduardo Ayala Erazo.

Además, el maulino contó: “En 2020, a través de Instagram me contacto con la selección y ellos estaban en la búsqueda de jugadores nuevos para potenciar la Liga y, al mismo tiempo, llevar a nuevos jugadores a la selección. Voy con una expectativa positiva, en lo grupal y personal, sería importante un buen lugar, ojalá una final y ganarla, porque se ha formado un buen equipo, un excelente grupo y contamos con un gran cuerpo técnico. Estamos dando lo mejor para cumplir con los objetivos”.

Si bien pertenece al Club Olimpia de Melipilla, con el que nuevamente disputará el Nacional este año, prontamente espera vestir los colores del Club Deportes Maule, donde un actor importante ha sido Omar Mancilla.

“Sería espectacular que de aquí al próximo año esté formado este equipo, para ir a la siguiente Liga. Están todas las ganas de poder sumarse, esperemos que se sumen más jugadores, se forme, tenga un equipo definido, porque será una motivación tremenda, no tan solo para los jugadores de acá, sino que, de otros puntos del país, que quieren venir a entrenar y a defender esta institución”, señaló el crédito local.

PREPARACIÓN

Para llegar de buena forma al campeonato en suelo brasileño ha venido entrenando en el Gimnasio Regional, gracias al apoyo de la Corporación Municipal de Deportes de Talca. Edinson Saldaña ha venido encabezando las prácticas de este talquino, por eso, el estudiante de Educación Física se refirió a lo que ha sido esta etapa y dijo: “Estoy esforzándome para entregar lo mejor que tengo para que le vaya muy bien. En cuanto a Eduardo, es un gran deportista, un gran ser humano y eso es esencial en el deporte. Futbolísticamente tiene muchas cualidades, como buen manejo del balón, rapidez y resistencia. Puede llegar muy lejos”.

En tanto, el alcalde Juan Carlos Díaz, sostuvo: “Como presidente de la Corporación Municipal de Deportes, me siento muy comprometido con el deporte, más aún conociendo la historia del joven Eduardo. Me alegra saber lo lejos que ha llegado junto al apoyo de su familia. Con su esfuerzo y constancia, plasma en nosotros los ciudadanos una gran enseñanza de superación, que nada es imposible lograr en la vida, independiente de la dificultad que se nos presente. Sin duda es un ejemplo a seguir”.

Por su parte, Jhonatan Mendoza, presidente de la Asociación Paralímpica del Maule, indicó: “Para nosotros en muy relevante que un exponente de la zona sea seleccionado nacional. Es el único de la región, por ende, queremos apoyarlo con instancias donde se pueda preparar y entrenar de buena manera. Su meta es poder participar de la Copa América, por eso, desde la Asociación y la Corporación, tratamos de apoyarlo. Es un ejemplo a seguir, será una motivación para muchas personas, las que se verán reflejadas con la actuación de Eduardo y así realizarán alguna disciplina deportiva”.

PALABRA

Dentro de la nómina viajera al Desafío de Las Américas, en Brasil, destacan siete jugadores, más dos arqueros y tres integrantes del cuerpo técnico, además de Eduardo Ayala, quien fue considerado por el estratega David Soto, el mismo que más adelante entregará la convocatoria para la Copa América.

Al consultarle por el futbolista talquino, el entrenador, contó que Eduardo “aparece en los registros de nosotros a fines de 2020. Como había jugado fútbol convencional, introducirse al fútbol para ciegos no es fácil. Eso obviamente, más la pandemia y los pocos entrenamientos de forma presencial, el proceso fue más lento. Queremos que Eduardo vaya mejorando su aspecto técnico y táctico, porque lo proyectamos para los juegos Para panamericanos. Tiene un buen biotipo como defensa, debiendo mejorar el manejo del balón con los pies. Tácticamente es ordenado. Este deporte requiere de concentración muy alta. Sobre todo, por los sistemas de campeonatos, los partidos son seguidos, siendo un factor determinante. Eduardo es muy profesional, cuidadoso de su condición física”.

Eduardo Ayala Erazo seguirá luchando por sus sueños, porque dejó en claro que nada es imposible y que su historia servirá de ejemplo para toda una comunidad.

En el fútbol para ciegos, el ritmo y la intensidad son vitales. En el fútbol convencional, se juega de 11 jugadores por lado, donde no todos están corriendo, teniendo pausas, mientras que, en el fútbol para ciegos, se juega en una cancha de 40×20 metros, con equipos de cinco por lado y contraataques continuos, existiendo roce con el adversario. Además, hay vallas laterales, por ende, no sale el balón, lo que le da más dinámica y continuidad al juego. El arquero no tiene grado de discapacidad, en tanto, los cuatro jugadores de campo con ceguera total, jugando 15 minutos efectivos, con 10 minutos de descanso.

Mantente Informado
11,071FansMe gusta
4,491SeguidoresSeguir
916SeguidoresSeguir
829SuscriptoresSuscribirte
Noticias Relacionadas