15.3 C
Talca
InicioEconomíaRodrigo Vargas: “No tenemos como país una política clara para hacer efectiva...

Rodrigo Vargas: “No tenemos como país una política clara para hacer efectiva la inversión”

Presidente CChC Talca analizó en detalle la situación de este sector productivo y su impacto en el empleo, poniendo énfasis en que el escenario económico será difícil este año y todavía más el 2023

¿Cuál es la proyección nacional para la construcción?

“Se actualizaron los pronósticos, donde para este año, tendremos finalmente una caída del 4% aproximadamente de la inversión total, donde el sector privado representa el 80%. Es decir, por mucho esfuerzo que haga el sector público, no logra compensar la caída del índice. Por ello, si bien valoramos todo el accionar con el sector público, especialmente a nivel regional, no es suficiente para sacarnos del problema”.

¿Qué hace falta?

“Lo que necesitamos es una política a nivel país que atraiga la inversión. Si no tenemos eso, estamos solamente poniendo parches».

¿Y cómo se ve el 2023?

“Para el próximo año se estima que la caída será alrededor de un 5,3%. Es decir, veníamos de una caída 8,8% el 2020 y de 12,3% el 2021, ahora nos estacionamos en un 4%. Y eso nos afecta nuestra capacidad de crecer, pero también de recaudar para el Estado. Reunir fondos para resolver los problemas de los chilenos va de la mano de la inversión”.

¿A qué se debe este fenómeno?

“En primer lugar, se debe a la incertidumbre política y económica, lo cual ocurre desde el 2014 a la fecha, con bajas tasas de inversión. Reitero que lo que no tenemos como país una política clara para hacer efectiva la inversión. Si uno escucha a las autoridades, hoy están preocupadas por la caída de las empresas de la construcción, pero su foco es el empleo y no las empresas, cuando en realidad esto afecta a toda la cadena productiva”.

¿Hay un error en esa percepción?

“Creemos que tienen el ojo un poco mal puesto. El empleo es consecuencia de la creación y estabilidad de las empresas. Y no es el empleo por sí solo lo que hay que tratar de defender. Porque la empresa es la que hace que el empleo funcione adecuadamente. Por eso, decimos que hemos pedido el norte en cuanto a que la empresa es efectivamente la que crea trabajo. Los trabajadores son una parte de la empresa. Ocurre que los trabajadores son una parte de la empresa y si los protegemos solo a ellos, lo que ocurrirá es que van a caer las empresas y tendremos más cesantía, menos crecimiento y desarrollo económico”.

¿Tiene que ver también la situación económica nacional con inflación y alza de tasas del Banco Central?

“De todas maneras. Aquí no hay una causal única. Lo que pasa es que, si bien tenemos una parte que viene de afuera, a nivel internacional, también otro factor interno que es muy importante. Hoy, por ejemplo, el énfasis que tiene la reforma tributaria en recaudar, nos gustaría verlo más en aumentar la inversión y la producción. Es decir, todo lo que nos puede hacer crecer como país”.

¿Son compatibles reforma tributaria e inversión?

“La verdad es que tienen cierto grado de incompatibilidad, en el sentido que cada vez que sacamos dinero del sector privado al sector público, significa que la inversión privada decae. Por ello, hay que hacerlo de manera escalonada, pero -además-que tengan incentivos tributarios para avanzar en el desarrollo y el crecimiento”.

¿En qué se va a traducir esta baja en la inversión a nivel regional?

“El índice regional es un 25,3% más bajo que el año pasado. Porque estamos viendo que los niveles de actividad y venta de vivienda que están igualmente muy afectados, a nivel nacional, en un 31%. También cae casi al doble la velocidad de venta de viviendas a igual periodo de 2021, porque ahora se requieren casi 19 meses para agotar stock de viviendas disponibles en el Maule, porque si bien hay menos oferta, la demanda también bajó porque si bien las personas quieren comprar, solo pueden arrendar, debido a que los bancos tienen restricciones en los créditos. Y en el Maule ese índice es del 32% a la baja. En cuanto al empleo en la construcción, tiene una caída del 6,1% en 12 meses en esta región. La superficie autorizada para edificar en el Maule retrocedió un 32,8% en comparación a 2021. Entonces, este 5,3% de menor inversión global va a impactar en una forma mucho más potente en otras áreas. Y esas con las cosas que estamos revisando.

¿Cree el gremio que se alcanzará la meta fijada para ir superando el déficit habitacional?

“Nosotros creemos que es una meta factible de cumplir. En esta región, se puede hacer. Hay algunos temas puntuales por cuanto no en todas las comunas se podrá completar la meta en forma total, pero hay otras donde se puede avanzar más allá de ese objetivo. En esta materia, el MIMVU y el SERVIU del Maule están haciendo un trabajo importante en terreno para equilibrar estos esfuerzos, a fin de no dejar ninguna comuna atrás. Lo que estamos viendo es que la superficie edificable está cayendo un 13,8%”.

¿Qué ocurre en infraestructura pública?

“Allí no es mejor la cosa. Tenemos caídas de inversión si se miran los promedios históricos. Es decir, todo confirma que tenemos caídas importantes en la inversión, incluso en el sector público. Esto lo digo porque si limpiamos las cifras, vemos que en infraestructura pública el alza será de apenas un 10,8% y, para el próximo año, tenemos nuevamente caídas por su ejecución. Es decir, ya no es un tema de que este año tengamos subejecución, sino que ha ido cayendo en forma sistemática, lo cual revela que tenemos un problema más sistémico de que efectivamente no somos capaces de ejecutar los presupuestos. Y en eso, hay que darle una mirada más a fondo de por qué está ocurriendo”.

Volcamos al tema del empleo. ¿Qué va a pasar con los puestos de trabajo?

“Se estima que, a finales de año, deberíamos tener unos 90 mil desempleados adicionales en el sector de la construcción a nivel nacional. No hay datos tan precisos para la actividad regional, pero creemos que igualmente se va a resentir. Porque si bien los programas del MIMVU continúan, la inversión privada está cayendo en forma muy importante y es la que genera más empleos”.

¿Qué mensaje recibieron del ministro de Vivienda en su reciente visita a la región?

“Él tiene la voluntad de resolver los problemas. Creo que estando al interior del mismo Gobierno, tiene un discurso distinto al de otras autoridades. Él dijo que hay que defender las empresas porque con eso vamos a sacar las obras adelante y las personas adelante. Hay otros que dicen defender el empleo, pero eso nos hace que nos estemos centrando en una parte solamente. Y no en si las obras terminan o las podemos ejecutar. Es decir, si hacemos lo que dice el ministro de Vivienda en cuanto a proteger las empresas, entonces, no necesitamos proteger el empleo. De hecho, cuando han estado mejor los trabajadores es justamente en los periodos de pleno empleo, lo cual tuvimos tras el terremoto y durante la pandemia”.

¿Qué visión tienen de lo que está ocurriendo con el proyecto del nuevo hospital de Linares y la empresa que está a cargo?

“El caso del hospital de Linares no lo conocemos en detalle, pero son los mismos problemas y resultados, si es que no se intervienen en forma rápida. Esperemos que, en este caso, las soluciones no lleguen tan tarde como fue con otros que han debido paralizar y hasta quebrar”.

¿Qué están proponiendo para afrontar la crisis?

“Primero asegurar el pago oportuno por los servicios prestados, disminuir los tiempos de recepción de las direcciones de obras municipales y reponer la certeza jurídica en cuanto a los permisos. Luego, destrabar iniciativas de inversión, aprobar un reajuste extraordinario que no está resuelto aún, porque si bien algunas empresas saben que podría llegar, no alcanzan a sobrevivir, con todos los problemas que eso trae para las empresas, sus trabajadores y el propio Estado. Luego, tener una línea de créditos especial para las empresas constructores porque no califican para el FOGAPE por las ventas. Además, avanzar en una agenda comprometida con la productividad, donde tenemos una debilidad súper importante. Una parte importante de la improductividad del sector de la construcción tiene que ver con permisos y eso es responsabilidad del sector público. Si ellos mejoran, la productividad del sector privado mejora un 30%. Y cambiar el enfoque de la reforma tributaria para que no afecte a toda la industria, poniendo más énfasis en la inversión y productividad, lo cual va a traer más recaudación. Ya que la mayor cantidad de dinero en impuestos viene del crecimiento económico”.

- Publicidad - - Publicidad -
Mantente Informado
11,071FansMe gusta
4,491SeguidoresSeguir
916SeguidoresSeguir
829SuscriptoresSuscribirte
Noticias Relacionadas